Tras haber finalizado la temporada productiva, Nueces de Catamarca hizo un balance de la campaña transcurrida, analizando los objetivos planteados, el rendimiento y las oportunidades de mejora. Las inclemencias climáticas hicieron del 2019 un año con resultados por debajo de lo esperado, pero se obtuvo un producto de excelente calidad, gracias a las inversiones e innovaciones en la línea de cosecha y empaque, y se trazaron nuevos caminos en el mercado global.

Pureza & Frescura de origen

Nueces de Catamarca es una empresa dedicada a la producción, procesamiento y comercialización de nueces con cáscara. Emplazado en las alturas de los Valles de Catamarca, a 1150msnm, el establecimiento cuenta con 215 Ha. de nogales variedad Chandler, de las cuales actualmente 140Ha. son productivas y las otras 75Ha. albergan plantas jóvenes que proveerán frutos a futuro. Su ubicación geográfica estratégica permite anticipar la cosecha (mediados de marzo) y, por lo tanto, adelantar la llegada a los mercados internacionales.

 

Innovación y eficiencia productiva

Siempre en busca de cumplir con los objetivos planteados, en 2019 se logró producir 300Tn de fruta, pese a las condiciones climáticas adversas que vulneraron la producción agrícola del norte argentino, manteniendo así el nivel productivo alcanzado el año anterior.

Si bien la temporada se vio afectada por continuas lluvias en la época de floración, provocando una reducción en la productividad de los nogales, la empresa ha demostrado un crecimiento sostenido en los últimos años, destacándose por su intensivo proceso de innovación. Gracias a las inversiones realizadas en la optimización del proceso de producción y del sistema de gestión, este año se consiguió una importante mejora en la calidad de las nueces, obteniendo fruta de alto rendimiento en pulpa, y óptimo tamaño y color, lo cual favoreció la llegada a más y nuevos mercados.

Este favorable resultado fue producto de la eficientización obtenida con la mecanización de la cosecha y la incorporación de nuevas tecnologías en la línea de post cosecha. Con la implementación de la maquinaria necesaria para operar en las tres instancias de cosecha (vibración, barrido y recolección), sumado a la anexión de un sistema de selección electrónica, y la puesta en funcionamiento de nuevos tachos de secado, se consiguió incrementar la velocidad de procesamiento, agilizando el tiempo de cosecha -reduciéndolo de 60 a 25 días-, así como los de limpieza y secado, ganando consecuentemente mayor competitividad comercial, pudiendo llegar al mercado con mayor anticipación, y con un mejor precio gracias a los altos estándares de calidad conseguidos. “Cuanto más rápido la nuez es cosechada y secada, mejor calidad de fruta obtenemos. Las inversiones nos han proporcionado altos estándares de calidad”, explica el Ing. César Tello.

 

¿Sabías qué?

Se proyecta que para el 2022, Nueces de Catamarca tendrá el 100% de sus plantas en estado productivo, alcanzando una producción estimada de 1300Tn de nueces con cáscara.

 

Nuestras raíces en el NOA, nuestro mercado en el mundo.

En busca de una expansión en la exportación, y aprovechando la buena calidad de producto, en 2019 se llevó a cabo una excelente gestión comercial, lo que permitió alcanzar y abrir nuevos mercados a nivel mundial, llegando a más destinos dentro de Turquía, y arribando por primera vez al Líbano, Dubái e Italia.

Esta apertura comercial sirvió además para presentar al mundo la marca de Nueces de Catamarca, a través de su nuevo packaging de 25kg, y posicionar a la empresa como un proveedor de nueces premium.

Nuestras nueces tuvieron una gran aceptación por parte de nuestros clientes. Con la idea de seguir desarrollando nuevos mercados, tenemos planificado participar en una serie de ferias internacionales en Madrid, Paris y Dubai”, comentó Francisco Rotella, Gerente comercial de Fruta Fresca

El crecimiento de Nueces de Catamarca conlleva la necesidad de ampliar y adecuar la infraestructura del establecimiento productivo, por lo que se sumará un nuevo galpón a fin de ampliar la disponibilidad de espacio para la disposición y almacenamiento de maquinaria, herramientas y productos agroquímicos, proporcionando así mayor flexibilidad a las operaciones diarias de la empresa.

Por último, se está trabajando en la implementación de un sistema de trazabilidad de la fruta; un software que permitirá el seguimiento de la misma en cada etapa del proceso, desde que ingresa hasta que sale del empaque, y así poder garantizar a los clientes la seguridad y calidad alimentaria del producto.

 

Nuevos objetivos, nuevos desafíos

Para el 2020 se buscará alcanzar el objetivo de producir entre 500Tn y 600Tn de nueces con cáscara. Para ello, continuarán las inversiones en campo, incorporando una barredora más, con el fin de facilitar y agilizar aún más el sistema de cosecha, e implementando un nuevo sistema de pulverización con turbinas en altura (Jacto Valencia), para lograr una mayor cobertura y control de enfermedades en las plantas. Por otro lado, se adquirirá también tecnología para automatizar los procesos de llenado, pesaje y costura en la línea de embolsado.